Treviso, la iglesia de San Teonisto revisa sus obras tras los bombardeos de la II Guerra Mundial


Diecinueve obras de importantes artistas vénetos de los siglos XVI y XVII, trasladadas tras los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial, vuelven a su iglesia de Treviso.

Diecinueve de las veintidós obras que formaban parte del patrimonio del complejo religioso de Treviso antes del expolio de Napoleón en 1810 volvieron a la antigua iglesia de San Teonisto de Treviso el sábado 13 de enero: tras la supresión de las órdenes religiosas, una de las medidas más notorias de los decretos de Napoleón, el monasterio de San Teonisto fue desamortizado y las obras confiscadas. Deberían haber ido a parar a Francia, pero permanecieron en los almacenes de Brera y más tarde regresaron a la iglesia reconsagrada. Sin embargo, sufrieron las consecuencias del bombardeo del 3 de diciembre de 1944, durante la Segunda Guerra Mundial, y fueron trasladadas a los locales de la Soprintendenza di Venezia. Más tarde, en 1952, se expusieron en los Museos Cívicos de Treviso y, finalmente, entre 2010 y 2015, se trasladaron a la Pinacoteca del Museo de Santa Caterina.

Ahora, por fin, las obras vuelven a las paredes para las que fueron pintadas, restauradas para la ocasión gracias a la contribución de la Fondazione Benetton. Las obras fueron pintadas por grandes pintores venecianos de los siglos XVI y XVII: Paolo Veronese, Alessandro Varotari conocido como il Padovanino, Pietro della Vecchia, Jacopo Lauro, Carletto Caliari, Matteo Ingoli, Bartolomeo Scaligero, Ascanio Spineda, Matteo Ponzone y Antonio Fumiani. Las pinturas se albergarán en la iglesia de San Teonisto, que también ha sido completamente restaurada: las obras comenzaron a finales de 2014, se encargaron al arquitecto Tobia Scarpa y han concluido recientemente.

Como se ha dicho, diecinueve obras vuelven a San Teonisto. De hecho, solo dieciocho son obras concebidas para la iglesia: la decimonovena es un retablo de Jacopo Lauro, que representa a la Virgen del Rosario y a los santos Domingo y Rosa, y que viene en sustitución de las Bodas de Santa Catalina, de Gregorio Lazzerini, que permanece en la Pinacoteca Civica de Treviso. Las tres obras restantes de las veintidós que hubo en su día en el edificio están repartidas entre distintos museos: el Martirio de Santa Justina de Carletto Caliari es propiedad del Castello Sforzesco, el retablo mayor o Martirio de los Santos Teonisto, Tabra y Tabrata de Jacopo Palma el Joven sigue en los almacenes de Brera y las Bodas de Caná de Veronés y taller está en el Salón Amarillo de Montecitorio.

“La familia Benetton”, ha declarado Marco Tamaro, director de la Fundación Benetton, “ha devuelto la dignidad a esta antigua iglesia y ha querido confiarla a nuestra Fundación para que le dé vida”. La restitución de sus obras a San Teonisto por parte del Ayuntamiento de Treviso es un acto de amor y responsabilidad que complementa el del Sr. Luciano, que ha querido hacerse cargo de esta iglesia abandonada. En un momento tan importante, no puedo ocultar un sueño, que la mayor joya de San Teonisto también vuelva a casa. Me refiero al luneto de Paolo Veronese que representa “Las Bodas de Caná” hoy “exiliado” en Montecitorio, sede de la Cámara de Diputados. Ese lienzo entró en las colecciones Brera por decreto de Napoleón Bonaparte, acabando confinado en depósito. Más tarde fue cedido a Roma para adornar las paredes de un lugar de paso y reunión en Montecitorio. Creo que hoy se dan las condiciones culturales y estructurales para que esta obra maestra nuestra vuelva a casa. Naturalmente, sin perjuicio de la “propiedad” que el Museo de Brera tiene derecho a reclamar sobre ella desde hace más de dos siglos. Del mismo modo, espero que esto suceda también progresivamente con la Palma, que se encuentra en el Brera desde hace tiempo a la espera de restauración, y con el “Martirio” propiedad del Castillo".

Durante toda la semana del 15 al 20 de enero de 2018, habrá visitas guiadas, siempre a las 18 horas, a cargo de representantes de la cultura de Treviso: Elisabetta Gerhardinger, conservadora de los Museos Cívicos; Luca Majoli, de la Superintendencia de Venecia, Belluno, Padua y Treviso; Paolo Barbisan, director de la Oficina Diocesana de Arte Sacro y Bienes Culturales; Marta Mazza, directora del Museo Nacional Collezione Salce; y Eugenio Manzato, historiador del arte. A continuación, a las 19.00 horas, conciertos de piano en colaboración con el Conservatorio Steffani de Castelfranco Veneto. Actuaciones de Davide Amoroso, Giulia Spagnol y Anna Lerose (15 de enero, música de Chopin, Brahms); Paolo Tirro y Chinami Matsushima (16 de enero, música de Chopin, Brahms, Beethoven); Alice Rampazzo y Maria Cristina Pezzolato (17 de enero, música de Clementi, Schubert); Olga Gavryliuk y Giacomo Menegardi (18 de enero, música de Haydn, Chopin); Sara Mannarini y Beniamino Iozzelli (19 de enero, música de Debussy, Chopin, Schumann); Massimiliano Grotto y Laura Pinnella (20 de enero, música de Haydn, Liszt). Más información en www.fbsr.it.

Imagen: Pietro della Vecchia, Ascensión de Jesucristo

Treviso, la iglesia de San Teonisto revisa sus obras tras los bombardeos de la II Guerra Mundial
Treviso, la iglesia de San Teonisto revisa sus obras tras los bombardeos de la II Guerra Mundial


Advertencia: la traducción al inglés del artículo original en italiano fue creada utilizando herramientas automáticas. Nos comprometemos a revisar todos los artículos, pero no garantizamos la total ausencia de imprecisiones en la traducción debido al programa. Puede encontrar el original haciendo clic en el botón ITA. Si encuentra algún error, por favor contáctenos.